10 sentidos para construir nuestro proyecto vital y 10 sencillos ejercicios para hacerlo.

Además de los cinco sentidos que todos conocemos y del sentido común (que muchas veces es el menos común de los sentidos), necesitamos potenciar nuevos sentidos para conducirnos como personas y organizaciones en un mundo cambiante. Vamos a analizar esos sentidos que nos ayudan a construir nuestros proyectos vitales y organizacionales, y las nuevas competencias para desarrollarlos.

10-sentidos-proyecto

Hace unas décadas bastaba aplicar esfuerzo y estudio para el desarrollo personal y profesional en un mundo de certidumbres. La aceleración histórica en la que vivimos nos obliga a poner en juego otros sentidos para hacer frente al cambio y la incertidumbre. El mundo se ha vuelto complejo y necesitamos conferir a nuestras vidas nuevos cursos de acción para conducir nuestras acciones (profesiones, trabajos, iniciativas, organizaciones).

Tener una vida con proyección, una empresa valiosa, una organización productiva, un equipo motivado o un sistema educativo que responda a los nuevos retos sociales y económicos, nos obliga a aplicar nuevos sentidos a lo que hacemos independientemente del contexto en el que actuemos.

Hasta ahora nuestro futuro estaba encauzado como trabajadores por cuenta ajena, ahora necesitamos construir nuestro proyecto vital y para eso tenemos que desplegar otras habilidades y aguzar al máximo otros sentidos, una realidad mucho más difícil y compleja pero más auténtica y excitante.

Los sentidos que te presento siempre han estado ahí de manera dispersa, lo que ocurre es que ahora son más valiosos que nunca para vivir una existencia plena, por eso hay que alinearlos y conjugarlos. El siglo XXI nos convoca a aprender nuevas competencias (habilidades, conocimientos, actitudes y valores) para desplegarlos.

Y todo esto se traduce en el cultivo de un nuevo carácter en el ser humano, una agenda que forma parte del diseño de nuevos modelos educativos, desarrollo de equipos gerenciales, programas de formación en nuevas competencias, desarrollo de equipos de alto desempeño en instituciones y organizaciones.

1. Sentido del legado.

Has venido a este mundo para hacer algo grande, a dejar una contribución. Decide el legado que vas a dejar y no te apartes nunca de él. Esfuérzate por hacer de tu vida una obra de arte y el universo pondrá en tu camino los ladrillos para levantarla.

”Cuando un hombre está dispuesto y afanoso, Dios se le une”. Esquilo.

Somos seres históricos lanzados al futuro, la emoción más edificante del ser humano son las ansias para transformar el mundo y dejar una huella indeleble.

El sentido del legado conecta con el compromiso y desarrolla una actitud ética ante la vida.

Para desarrollar el sentido del legado responde a la pregunta ¿El legado que voy a dejar al mundo es?: _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _

2. Sentido de la convicción.

Con creer en algo no es suficiente, para dejar un legado es necesaria la convicción plena de que puedes lograrlo.

Mantén vivo el sueño, aunque los tiempos sean adversos piensa que sólo es una coyuntura pasajera, cuando perseveres y fortalezcas tu voluntad observarás que es una de las fuerzas más poderosas de la naturaleza.

Para desarrollar el sentido de la convicción responde a la pregunta ¿Estoy plenamente convencido de que puedo lograr?: _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _

3. Sentido del equipo y la organización.

Solo no puedes, desde la soledad sólo podemos hacer cosas insignificantes, como seres humanos somos limitados e inacabados.

Crea un equipo, una organización, únete en una convicción a otras personas, nacerán fuertes vínculos, los grandes propósitos nos unen y sacan a relucir lo mejor de nosotros mismos.

Proporciona a tu gente una reputación que sostener, cuando una persona se siente en posesión de ella está en condiciones de esforzarse y dispuesta a entregar lo mejor de sí misma.

Venimos de una tradición cultural alicorta, de creencias limitantes, atizada por una educación que históricamente ha reproducido la pobreza, engendrando la falta de autoconfianza. En este contexto la gente no se atreve a hacer grandes cosas, por eso es importante que marques el camino hacia el legado, la visión y la dirección a tu gente, poniéndola en la acción y recordando permanentemente: vosotros podéis hacerlo, vosotros lo estáis haciendo.

Para desarrollar el sentido de la organización responde a la pregunta ¿Con qué personas voy a construir el legado?: _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _

4. Sentido del enfoque.

Enfoca tu vida al futuro, convoca a tu gente a la acción, a construir una gran obra, la acción para hacer algo juntos nos une, la discusión en torno a las identidades (pasado) nos separa.

Cuando nos enfocamos se abre el camino a la inspiración, las musas aparecen y el tiempo se pasa volando, nos sumimos en lo divino y la vida se convierte en un espacio de disfrute.

El enfoque precisa de una visión poderosa, con la utopía del legado universal que nos ayuda a caminar.

“Ella (la utopía) está en el horizonte. Me acerco dos pasos, ella se aleja dos pasos. Camino diez pasos y el horizonte se corre diez pasos más para allá. Por mucho que camine, nunca la alcanzaré. ¿Para qué sirve la utopía? Para eso sirve: para caminar”. Fernando Birri – Eduardo Galeano.

Para desarrollar el sentido del enfoque responde a la pregunta ¿Qué imagen de futuro voy a crear para mover a mi gente?: _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _

5. Sentido de la acción.

Un desequilibrio entre reflexión/acción es letal en los tiempos que corren. Venimos de una tradición que reproduce la pauta: reflexión/ reflexión/acción/ reflexión/reflexión… Y nos encaminamos a otra que nos exige: reflexión/acción/acción/acción/reflexión/acción/acción/acción…

La consecución de “lo perfecto a la primera” y el horror al error paralizan el mundo, cuando dominamos un óptimo equilibrio entre reflexión (análisis, investigación) y acción, ocurre la productividad, el aprendizaje y la producción de valor. La acción requiere del sentido de inmediatez: “lo vemos, casa con nuestro propósito, hagámoslo de inmediato”. El estrés es muy valioso si sabemos gestionarlo (si nos equivocamos aprendemos) entrando en una senda de crecimiento explosivo.

Una vez que estás en la acción y en tu elemento deja de existir el esfuerzo y el sacrificio pues has convertido ya tu vida y trabajo en un hobby, tu mente consciente e inconsciente comienzan a sinergizar y a trabajar a favor de tu obra, la alineación de los astros está en camino,  la pereza te abandonó.

Para desarrollar el sentido de la acción responde a la pregunta ¿Cómo voy a convocar a la acción a mi gente, qué voy a pedir que hagan?: _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _

6. Sentido del aprendizaje.

El aprendizaje como un continuum (aprender/desaprender/reaprender). El aprendizaje como un medio, no como un fin en sí mismo.

Aprendemos cuando hacemos y cuando nos emocionamos. Para construir una nueva educación basada en el aprendizaje se necesita una precondición que desencadene el proceso: tener una emoción en la vida (legado, causa, proyecto vital) / creer firmemente en el logro / querer hacerlo / hacerlo / aprender a hacerlo.

Para desarrollar el sentido del aprendizaje responde a la pregunta ¿Qué cosas nuevas tengo que aprender y cuál es mi plan de aprendizaje?: _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ 

7. Sentido de la escala.

Nos conecta con pensar en grande, en clave de abundancia. Tú decides la escala en la que deseas trabajar, pero de esa decisión dependerán por completo los resultados que consigas en tu vida. Piensa en grande, un propósito pequeño no moviliza a nadie, ni a ti mismo.

Piensa en global y actúa en local, mantén siempre tu sueño, cuesta más esfuerzo trabajar en una obra pequeña que en un gran proyecto. Habla en grande, utiliza un lenguaje poderoso que traslade enfoque e inspiración al mundo, pero siempre consecuente con tu actuar en el compromiso diario de colocar unos cuantos ladrillos en la obra.

Para desarrollar el sentido de la escala responde a la pregunta ¿Cómo es mi proyecto en grande y cómo lo cuento en grande?: _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _

8. Sentido de la recursividad. 

La recursividad es un sentido esencial que en combinación con los anteriores nos ayuda a descubrir, identificar, etiquetar y organizar todos los recursos que tenemos a nuestro alrededor para construir nuestra obra. El sentido recursivo permite crear orden y establecer conexiones y patrones donde los demás solo ven caos.

El sentido de la recursividad, por su importancia, requiere de un análisis en detalle (http://juancarloscasco.emprendedorex.com/el-descubrimiento-del-sexto-sentido-la-recursividad-una-guia-basica-para-su-desarrollo/).

La recursividad nos proporciona la apertura para el desarrollo del emprendimiento y el liderazgo.

Para desarrollar el sentido de la recursividad responde a la pregunta ¿Qué recursos necesito para hacerlo y cómo los voy a conjugar?: _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _

9. Sentido del emprendimiento.

Creatividad, innovación, emprendimiento y liderazgo son realidades indisociables.

Desarrollamos el sentido del emprendimiento cuando hay un óptimo despliegue de los sentidos anteriores. Por eso el emprendimiento y su apropiación necesita de un campo abonado para su surgimiento.

Propicia el desarrollo del proyecto y la materialización del proyecto vital.

Para desarrollar el sentido del emprendimiento  responde a la pregunta ¿Cuál es mi plan emprendedor para realizarlo? _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _

10. Sentido del liderazgo.

Finalmente se trata de la capacidad para dirigir todas las acciones asociadas a los sentidos anteriores, hacerse cargo de ellas y conducirlas a su materialización final.

Todos los sentidos descritos han de ser de dominio público para el desarrollo del proyecto vital de cualquier persona o el cumplimiento del objeto fundacional de cualquier organización.

Para desarrollar el sentido del liderazgo responde a la pregunta ¿Cuál es mi plan para liderar mi proyecto vital?: _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _ _

Ahora bien, la cuestión está en ¿cómo cultivamos éstos sentidos? ¿Qué competencias tenemos que aprender? Para ello hemos creado un modelo de enseñanza aprendizaje (MODELO 6-9) que desarrolla los 10 sentidos anteriores.

celula

Todo este planteamiento forma parte del aprendizaje de las competencias clave para el siglo XXI (competencias genéricas), la creatividad, la innovación, el emprendimiento, la gerencia y el liderazgo; y por ende, del desarrollo de una nueva educación que estamos construyendo con gobiernos y organizaciones.

Aplica los nuevos sentidos a tu vida. No hay tiempo que perder.

Adelante!!!

Artículos relacionados:

Print Friendly, PDF & Email

3 pensamientos en “10 sentidos para construir nuestro proyecto vital y 10 sencillos ejercicios para hacerlo.

  1. Pingback: 10 Técnicas educativas para desarrollar la Educación Basada en Proyectos. Como ayudar a cada estudiante a construir su proyecto vital | El blog de Juan Carlos Casco

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *