Cómo trabaja su mente un líder.

El movimiento de la mente. Observa y descubre sus automatismos para conocerlos y crecer como líder.

mente-lider
El movimiento de la mente de una persona normal, en un momento concreto de un día cualquiera.
“De pronto en mi cabeza caprichosamente entra esa persona, comienzo a juzgarla despiadadamente y la condeno sin compasión en un proceso sumarísimo… Miro hacia la ventana y empiezo a criticar compulsivamente a la gente que pasa por la calle, las obras, el tráfico… Sin saber cómo viene a mi mente un torrente de vivencias del pasado, las transformo y desfiguro, me cabreo con esas personas que me causaron quebranto y las castigo …. De pronto me entra la película de un amigo, le reitero mi afecto y lealtad, juntos revivimos un rato los buenos momentos y le hago el regalo que nunca le hice…. Acto seguido estoy en el futuro, evaluando una oportunidad que en este momento veo para mi, me regocijo en el éxito que voy a tener… Al momento me pongo existencial, pienso en la vida y su sentido, siento zozobra por el devenir de mis seres queridos … Miro el reloj y sólo han pasado unos minutos, y así millones de películas, un minuto y otro, una hora y otra, un día y otro, un mes y …. En un viaje en todas direcciones sin sentido ni orden aparente…”

Los espacios visuales de la mente.
La mente mira hacia afuera como un faro: observa sin neutralidad (dependiendo del observador que es cada persona, su pasado, experiencias, creencias…); evalúa, enjuicia y critica. Este movimiento genera conflicto tanto interno como con los demás, sobre todo cuando la persona verbaliza esos aconteceres. En esta mirada aparecen ideas y puntos de vista contrapuestos que pueden cambiar de signo (positivo o negativo) según el estado de ánimo de cada momento.

Hacia atrás (repaso al pasado): la mente enjuicia permanentemente el pasado, lo que hicimos y lo que dejamos de hacer, lo que hicieron otros, sus conductas y comportamientos. El pasado es fuente de emociones como el enojo, el odio o el apego.

Hacia delante: la mente se desliza al futuro. De las posibilidades de futuro que contemple para mi surgirán emociones positivas o negativas (evalúo si el futuro me será favorable o desfavorable).

Hacia el misterio de la vida: la mente interpela al sentido de la existencia y se conecta con sus referentes religiosos, espirituales y culturales, cuestionando la acción en función de los mismos.

En un minuto podemos hacer un viaje al futuro, al pasado y criticar o enjuiciar alguna cosa que estamos observando.

Qué podemos hacer ante este proceso frenético y agotador.
Piénsalo, eso te pasa así, ahora bien ¿debemos resignarnos a que esto nos ocurra sin control el resto de nuestra vida sin ejercer cierta influencia sobre ello?  ¿O por el contrario queremos imponer cierto orden sobre nuestra propia mente?

El liderazgo moderno trabaja la disciplina, el entrenamiento y el mandato sobre la mente. Afortunadamente nuestra inteligencia es fuente de conocimiento, a través del cual podemos crear herramientas para romper con esta especie de determinismo. Podemos dar órdenes a nuestro cerebro para romper el círculo vicioso de nuestra mente, estableciendo cierto control sobre el caos que genera un caudal de emocionalidad negativa.

La mayor parte de nuestro tiempo lo dedicamos a juzgar y evaluar en un proceso de diálogo interior sin fin, movimiento que se mantiene en  las conversaciones que tenemos con los demás e incluso cuando estamos dormidos.

Mirar hacia dentro para poner orden en nuestro diálogo interior.
Para ello debemos desarrollar técnicas de introspección y meditación. Para en seco y busca todos los días un espacio de soledad: enfócate en una cosa y da las siguientes órdenes a tu cerebro: no pensar en el pasado, no viajar al futuro, no mirar ni entretenerse en juzgar o criticar lo que está en nuestro campo de visión (real o mental), no enjuiciar.

Ya sé que esto es muy complicado y que para hacerlo bien tienes que practicarlo con expertos, pero puedes empezar por hacer una radiografía de tus pensamientos y emociones para observar cómo funcionan y saber interpretarlos, desposeyéndolos de las interpretaciones y emocionalidad negativa que te producen (los juicios e interpretaciones que tienes no son verdad ni mentira). Luego practica las técnicas un minuto al día.

Comenzarás a liderar tu mente, dando la primera orden categórica en el caos interior de tu cerebro: ¡aquí mando yo!

El primer signo de identidad de un líder es el dominio que ejerce sobre sí mismo.

Print Friendly, PDF & Email

3 pensamientos en “Cómo trabaja su mente un líder.

  1. Pingback: El arte de desnudar el verdadero ser de una persona. | El blog de Juan Carlos Casco

  2. Pingback: El descubrimiento del sexto sentido (LA RECURSIVIDAD). Una guía básica para su desarrollo. | El blog de Juan Carlos Casco

  3. Pingback: Si me concedes 10 minutos trabajaremos juntos sobre los juicios y las afirmaciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *